Se exige un alto a la violencia contra las mujeres en Chapingo, sean éstas indígenas, preparatorianas o de alguna especialidad.


Señor Rector de la Universidad Autónoma Chapingo,
Autoridades educativas de este país,
Organizaciones no gubernamentales
Grupos feministas
Amnistia Internacional
Comisión Nacional de Derechos Humanos
SAGARPA
ANUIES
SEP
 
Presente
 
Ya no lo digo yo señor rector de Chapingo, ni es asunto personal contra usted, ahora lo gritan muchas voces que desde el silencio se están haciendo escuchar, son campanas libertarias que exigen justicia y que en su mayoria son mujeres estudiantes.
No puedo -y ní se cómo- reenviarle todos los mails que me han llegado con el mismo tenor: se exige un alto a la violencia contra las mujeres en Chapingo, sean éstas indigenas, preparatorianas o de alguna especialidad.
Podría pasarme la mañana dándole explicaciones y razonamientos morales, éticos y académicos aunque se que usted mínimamente los ha de valorar y entender, pero que se resúmen en una sentencia: ¡No puede usted con el cargo a que fue electo!.
No puede usted dirigir a la universidad, porque muchos de los que por usted votaron lo hicieron para mantener su coto y acceder a alguna canongía de parte de usted que les prometió una universidad de oro y brillantes. Ellos no han tenido ni propuestas para llevar a Chapingo por el buen camino académico y de convivencia, ahora solamente gozan de su protectorado.
No puede usted dirigir a la universidad con honestidad porque lo envuelve la corrupción y la terquedad.
No puede usted dirigir a la universidad con sabiduría porque no tiene la humildad ni la inteligencia necesaria para tan honroso cargo. Ojalá usted y su equipo revisaran la actitud y el compromiso universitario del Dr. José Narro de la UNAM para que se iluminen un poco. Por eso la UNAM es tan importante y Chapingo es solo una caricatura.
Desde que usted asumió su cargo ya se vislumbraba una linea torcida como raíz muerta, rodeado de una mafia estudiantil, de funcionarios vividores y mediocres que van y vienen;  de maestros solapadores que agachan la cabeza y su conciencia y que estiran la mano para recibir buenos sueldos.
No tuvo tino en nombrar a sus directores generales ni a los mandos medios. Muchos de ellos le fueron impuestos por otros personajes con marcados intereses de la política más oscura de la universidad. Con esto Chapingo estaba destinado a vivir en la mediocridad pero eso sí, cobrando jugosos sueldos y prevendas.
Quedará marcado en la historia deshonrosa de Chapingo su terca y mezquina actitud.
Se habla ya de algo que por siempre ha permeado en Chapingo y que ahora se ha destapado como una caja de Pandóra: la violencia hacia las mujeres y el abuso del machismo. Maestros hostigadores, alumnos alcoholizados golpeadores a su servicio, funcionarios prepotentes y corruptos, en fin una real fauna de desequilibrados.
Pero hay algo que seguramente sabe y evade con su minima percepción: los golpes a la dignidad humana que son dificiles de superar.
Cuando de agresiones a mujeres indefensas se trata, cuando no hay nadie que las ayude, cuando todos en Chapingo las evaden, entonces ya se habla no de una administración fallida y de una universidad mediocre, sino de actos deningrantes y penalizados contra un ser humano.
¿Que piensa usted hacer?, seguramente nada.
Seguir en la terquedad y cegera de mantener en Convivencia Universitaria UCAM a una mujer sin experiencia en algo tan importante, seguir protegiendola por intereses corporales, o por una escasa visión y una apatía deshonesta. Recuerde que no hay nada peor en la conciencia de un ser humano que ser complice de atrocidades que lesionan la dignidad de otros.
Muchas alumnas -sobre todo en preparatoria- son vejadas, golpeadas, humilladas, violadas y denigradas por miembos de la comunidad en Chapingo, llámese estudiantes, funcionarios o maestros. Muchas denuncian en Convivencia Universitaria UCAM y su caso es minimizado o dándole razón normalmente al agresor. Se burocratizan al máximo las denuncias, con papeleos inutiles, ventilando a las compañeras en audiencias y declaraciones de casos que son siempre dirigidas por hombres ya que ninguna autoridad femenina ésta en esas reuniones, y si acaso hay una mujer, es la misma jefa de UCAM que siempre las culpa de algo y les da la razón a los agresores. ¿No puede haber un comité disciplinario paritario, donde por lo menos haya una mujer profesional seria, honesta y justa?. La UCAM suena a un vulgar Ministerio Público donde una mujer denuncia un caso de agresión o de violación y los licenciados o policias tratan el asunto con morbo y siempre piensan que la mujer provocó todo por su manera de ser o por su vestimenta.
Déjeme decirle que a todas luces la UCAM está mal planeada, se trabaja a la intuición, a la improvisación, sin profesionalismo, sin visión, sin esquemas razonados, sin la consulta a expertos en la materia. Dice un amigo periodista que ahora en UCAM se han dispuesto talleres para las estudiantes de bordado, tejido, migajón, corte y confección, entre otros, para que se entretengan en sus tiempos libres y aprendan un oficio muy femenino. Cursos que "brillantemente" ha impulsado la jefa de ahí para que la mujer no pierda su función de ama de casa. Esto se da solamente en Chapingo con una funcionaria que ni idea tiene del respeto a las mujeres. ¿Porqué no se dan cursos o talleres obligatorios con especialistas profesionales y comprometidos, y si, obligatorios, para estudiantes, funcionarios y académicos de chapingo sobre equidad de género, de leyes y de derechos humanos, de sexualidad, de adicciones, de valores humanos, entre otros?, no les haría ningun daño y les serviría de mucho y no dejarse llevar por las "brillantes ideas" de una jefa que, con su escasa mentalidad, cree que la mujer está hecha para destinar su tiempo libre haciendo chambritas.
Muchas alumnas mejor ni denuncian el terror a que son sometidas, viven con temor y en ocasiones tienen que dejar la universidad con una frustación que las acompañará toda su vida. Eso es una violación a los derechos humanos.
Los vigilantes y a quienes se les conoce como "tenientes" son solamente hombres, que cuando quieren irrumpen en las habitaciones de las mujeres a cualquier hora atentando contra su intimidad con el pretexto de mantener orden y de checarles que no tengan nada prohibido. Muchas estudiantes dicen que ellos esculcan libinidosamente sus cajones y sustraen sus prendas intimas y que algunas veces se llevan algunas de sus prendas íntimas como "trofeos de guerra". ¿Que educación moral, ética y profesional tienen estos señores?, ¿Quién los nombra o quién los manda?. Parecen celadores de cárcel. No hace falta saber que están dirigidos por usted señor rector, por el director de administración, por el jefe de vigilancia, por el disciplinario y por la jefa de la UCAM. El Comité Estudiantil que debiera proteger a las compañeras, esconde la cabeza como avestruz.
¿Se ocultan también abortos, enfermedades como el VIH, adicciones fuertes, venta de estupefacientes?, ¿Hay o habrán muertes en su conciencia, señor rector?
Pero ya se gesta la intervención de instancias nacionales e internacionales para que pongan un freno. De eso se esta trabajando y las mujeres estan denunciándolo. ¿Dígame si no le llegan decenas de correos?, yo puedo intentar enviarle los que a mi me hacen llegar.
¿Cómo se diseñaron instancias para una buena convivencia en Chapingo?
Las áreas de disciplinas humanisticas en la preparatoria no funcionan porque los profesores solo van a cobrar y algunos de ellos son alchololicos y hostigadores, La Dirección de Difusión Cultural que debiera ser para formar estudiantes con una educación integral, no sirve de nada y ahí mismo se solapan a profesores "artísticos" que en su centro cultural permiten el alcohol y el asedio a las compañeras;  el departamento de Educación Fisica es obsoleto y no tiene ni siquiera un buen programa deportivo, la asociacion de estudiantes indigenas es invisible y ni programa tiene para impulsar la cultura y tradición indigena, menos para proteger y valorar a las compañeras indigenas; el Comite Estudiantil es para proteger a los golpeadores y fomentar negocios estudiantiles permeados de alcohol como la Quema del Libro, el baile de la foto, las fiestas de graduación y la Feria Rural de la Cultura entre otras "fiestas"; los sindicatos son fallidos y deshonestos y solo velan por sus intereses económicos; todas las profesoras universitarias evaden el asunto por no comprometerse, y no, entonces no se respira mas que una terrible soledad en Chapingo para las mujeres.
Pero la lucha se ha abierto y a diario se gesta una intervención de la justicia.
Aunque usted quiera esconderse o seguir bebiendo por las tardes como buen alcohólico que es, le llegará su tiempo de enfrentar la ley.
Agradezco a las compañeras y compañeros sus mails que me envian y que van dirigidas fundamentalmente a las instancias nacionales e internacionales. Ojalá estas instancias hagan algo de manera responsable e inmediata.
Ojalá el dia de su 1er. informe de mentiras oficializadas, los buenos y concientes miembros de la comunidad universitaria le enfrenten y le exigan cuentas.
Se vendrá la camada de estudiantes de nuevo ingreso, muchos de ellos protegidos por usted como compromiso con Antorcha Campesina a quien le aseguró varias centenas de plazas, habrá entonces más porros en Chapingo.
Pero Chapingo no puede permanecer en tanta apatía y mediocridad. Adelante compañeros y compañeras, a seguir luchando por una universidad crítica.
Gracias al amigo periodista Arnulfo Rubio por la información que envia sobre Convivencia Universitaria UCAM y lo que ahí pasa.
Desde Chiapas
Prof. Vicente Iván González

Publicar un comentario

Nombre:
Correo Electrónico:
Página web:
Número Telefónico:
Tu comentario:

Artículo Anterior Artículo Siguiente